fb track
Buscar
close
Montelupo Fiorentino - Taller de cerámica
La Artesanía en Toscana: 10 productos que no te puedes perder
Cada ciudad contiene tesoros de valor inestimable, hechos con materias primas locales, en plena armonía con el paisaje circundante

En Toscana, la artesanía es la excelencia, una síntesis de investigación y experimentación. La creatividad, el sentido estético y la competencia se transforman en objetos cotidianos realizados con refinamiento y materiales de altísima calidad. Cada una de las ciudades toscanas custodia tesoros artesanales de valor inestimable, elaborados con materias primas locales, en plena armonía con el paisaje circundante

Ahora haremos un recorrido entre algunos de los productos más famosos y solicitados de la artesanía toscana, con algunas noticias y curiosidades históricas. Síguenos entre los colores de la cerámica, la elaboración de la lana y los perfumes de la antigua tradición.

La cerámica de Montelupo
Taller de cerámica en Montelupo Fiorentino

La historia de Montelupo Fiorentino está estrechamente vinculada a la cerámica. En particular, desde el Siglo XIV, esta pequeña ciudad ha dedicado su producción artesanal a la mayólica de inspiración hispano-morisca, con motivos decorativos que prefieren colores como el azul y el verde, creando objetos como platos y vajillas refinada belleza.

El uso de la arcilla es porque Montelupo se encuentra a orillas del río Arno, rico en esta materia prima. Hoy en día la producción sigue muy activa y puede ser admirada tanto en las tiendas locales como en el Museo de la Cerámica. El museo custodia una increíble colección de mil obras de cerámica desde finales del siglo XIII hasta el siglo XVIII.

El Paño de Casentino
El Paño de Casentino y el telar antiguo- Credit:  Marta Mancini

El paño de Casentino es una tejido de lana trabajada de manera tradicional y tiene orígenes muy antiguos. La tela es más gruesa, es decir, de fieltro y perchado, por lo que es impermeable y resistente. Debido a estas peculiaridades, en el pasado fue usado muy a menudo por los pastores, leñadores y aquellos que trabajaban al aire libre enfrentando el duro clima invernal.

Desde finales del Siglo XIX se ha convertido en un tejido utilizado para abrigos y chaquetas de hombre y hoy en día se presenta en tonos que van del marrón al naranja y al verde, en forma de prendas modernas y elegantes, de moda.

Cristal de Colle Val de Elsa
Cristal de Colle Val de Elsa- Credit:  Cucini Franco Moleria

Colle Val de Elsa es la Bohemia de Italia: su producción representa el testimonio de un arte antiguo y refinado, que es la producción y el grabado de vidrio y del cristal. En el 1820 Francesco Mathis abrió una fábrica de cristal que luego fue comprada por Giovan Battista Schmid a su muerte. Los vasos, botellas, jarrones, componentes de lámparas y candelabros, artículos de farmacia y objetos de uso cotidiano fueron el resultado de meses y meses de trabajo de maestros vidrieros que utilizaron materias primas del lugar. Sigue este itinerario para conocer las tiendas y las cristalerías.

Hoy en Colle Val de Elsa se produce el 95% del cristal italiano y visitando el Museo del Cristal se tiene la oportunidad de apreciar la refinada artesanía y las obras artísticas como el bosque de cristal. 

El Sombrero de Paja de Signa
Sombrero de Paja florentino- Credit:  Flavia Cori

Durante siglos el sombrero ha permitido al hombre protegerse del calor y del frío. En los primeros años del Siglo XVIII en Signa se comenzó a cultivar el trigo no para fines alimenticios sino para crear sombreros de paja, una idea revolucionaria que permitió que la zona florentina se convirtiera en la primera productora de este accesorio en todo Occidente. Llamados leghorns (porque se expedían desde el puerto de Livorno), los sombreros florentinos fueron famosos en todo el mundo.

Fue Domenico Michelacci quien inició esta actividad y decidió sembrar el trigo marzuolo en forma continua y cosecharlo antes de que alcanzara su plena maduración. Las plantas, en busca de luz, se alargan, proporcionando una paja más larga y suave para entrelazar, con un color claro y uniforme.
El Museo de Paja recoge herramientas, documentos y fotografías relacionados con el cultivo y el procesamiento de la paja utilizada para realizar sombreros y accesorios de moda.

El alabastro de Volterra
Pieza de alabastro- Credit:  Consorzio Turistico Volterra

En Volterra, desde los tiempos de los antiguos Etruscos, trabaja una piedra blanca, mucho más maleable respecto del duro mármol. Debido a sus características, el alabastro es adecuado para reproducir motivos ornamentales ricos en detalles y, con su belleza, representa un elemento característico de la cultura y de la artesanía local.

La fase inicial del trabajo es la del proyecto: se realiza un dibujo que es entregado al artesano y él lo transformará en realidad con la ayuda de cinceles y herramientas eléctricas como fresadoras y pulidoras. Los objetos fabricados son realmente numerosos, desde lámparas y lámparas de techo hasta tableros de ajedrez, estatuillas y objetos para adornar  el propio hogar. 
En el Ecomuseo de Volterra puedes admirar una colección de hallazgos arqueológicos y artesanías de alabastro  

El Tejido de Prato
Museo del Tejido en Prato

La producción de Tejidos en Prato ha determinado el crecimiento económico de esta ciudad desde la Edad Media, gracias a un antiguo y valioso trabajo. A partir del siglo XIX, el desarrollo de este sector, además de su valor artístico, ha permitido además una evolución en el ámbito técnico verdaderamente a la vanguardia.

La elaboración de las telas y su historia se pueden admirar en el Museo del Tejido. En la Sala Histórica se encuentran expuestos fragmentos de tejidos coptos y precolombinos, hallazgos medievales,  terciopelos venecianos y florentinos renacentistas. Pero también se da amplio espacio a la parte contemporánea, con exposiciones

La Terracota de Impruneta
Estatuas de terracota de la Villa Corsini en Impruneta- Credit:  Francesco Del Bravo

En Toscana se producen jarrones, ladrillos y utensilios de cocina de terracota, un material maleable, elástico y resistente que se obtiene trabajando la arcilla con técnicas especiales, para luego cocerla en hornos que alcanzan hasta 930 °C. La terracota es aquella de Impruneta, una antigua ciudad al sur de Florencia, rica en materias primas y dedicada durante años a la creación de objetos de "terracota" como elementos arquitectónicos para las villas nobles de Toscana hasta las tejas de la Catedral Santa Maria del Fiore  en Florencia.

 

Entrando en uno de los numerosos talleres de terracota se puede observar el trabajo de los artesanos y elegir el que se prefiere, entre azulejos, macetas, estatuas para llevarse a casa. Los estudiantes de la escuela también pueden hacer una prueba artística, "ensuciándose las manos" con creatividad.

El mármol de Carrara
La elaboración del mármol de Carrara- Credit:  vitmore

Carrara tiene un profundo vínculo con el blanco y precioso mármol que proviene de las canteras de los Alpes Apuanos y que durante siglos se ha transformado en estatuas y monumentos de incomparable belleza. Piensa en el David de Michelangelo o en la Catedral de Carrara. Otro uso recurrente es en el campo de la arquitectura (por ejemplo, para pisos, columnas y escaleras). Pero la belleza del mármol también es adecuada para objetos domésticos y elementos de decoración como lámparas, macetas y encimeras de cocina.

En el Museo Cívico del Mármol se conserva y se valoriza la cultura de la elaboración del mármol tanto con una colección permanente como con exposiciones temporales y conferencias. 

El oro de Arezzo
Anillo de oro realizado en Arezzo

Arezzo ha desarrollado su economía en torno a la explotación del oro, obteniendo un récord mundial. Los laboratorios de los orfebres están especializados en la creación de piezas únicas y objetos preciosos realizados con técnicas artesanales. Entre las calles del centro, puedes entrar en una tienda y admirar el proceso de elaboración del oro. Incluso puedes aprender a realizar una joya, paso a paso, ¿no es genial?

"Oro de Arezzo, Exposición Internacional de Orfebrería, Platería y Joyería" es una exposición muy tradicional para la ciudad. Recoge las excelencias productivas de todos los distritos orfebres italianos, especializados en la elaboración de metales y elementos preciosos que expresan la mejor calidad de la producción orfebre.

Los perfumes de Florencia
Museo Lorenzo Villoresi

El arte de la perfumería florentina se originó en las costumbres de la corte y de la nobleza del Renacimiento, pero fue con Caterina de los Medici y con Renato Bianco que Florencia se hizo tan famosa en este sector. René le Florentin -así es como lo llamaban los franceses- era el maestro perfumista de confianza de Caterina y para ella creó las maravillosas granadas fragantes, creaciones de orfebrería en forma de esfera con perfumes sólidos, para llevarlas alrededor del cuello, en un cinturón o utilizarlas como difusores para el ambiente. Estas ingeniosas ideas fueron rápidamente tomadas prestadas por los franceses. 

En el centro de Florencia, todavía hoy, las tiendas antiguas y tradicionales siguen produciendo fragancias embriagadoras de alta calidad. Algunos de ellos fabrican productos personalizados. Para conocer estos laboratorios y sus secretos, lee este artículo y visita el sitio web de Artour

La lista de los mejores productos artesanales toscanos no termina aquí. Desde el hierro forjado hasta el vidrio soplado y cincelado, desde la madera hasta el papel, desde el encaje hasta el cuero, la lista sería interminable. La artesanía nos hace pensar en lo importante que es transmitir y preservar las tradiciones de cada pequeña realidad. Comprarla significa formar parte de esta hermosa historia.

Podría interesarte
close
Inscríbete al boletín informativo
Todos los secretos, eventos, curiosidades y novedades directamente en tu casilla de correos