fb track
Buscar
close
Vía Francígena en bicicleta
La Vía Francígena en bicicleta
Descubriendo la antigua ruta de la Toscana sobre dos ruedas

La Vía Francígena en Italia atraviesa paisajes únicos, entre los que se encuentra la Toscana. ¿Quién dice que solo puede hacerse a pie? Si eres un ciclista bien entrenado y has preparado un programa de viaje bien definido, la Francígena puede ser realizada en bicicleta, sin olvidar que no se trata de un carril bici: la ruta atraviesa pueblos y carreteras tanto extraurbanas como caminos de tierra (strada bianca). Esto no debe disuadirte porque el tramo toscano de la Vía Francígena también ha sido adaptado para la seguridad del turismo ciclista.

Pasando por senderos asfaltados y otras carreteras rurales, el ciclista se enfrenta a una ruta ininterrumpida que se integra con la ruta peatonal de la Vía Francígena, siguiendo las etapas definidas por la ruta oficial.

directions_bike 441 km

La ruta es apta para bicicletas híbridas, con alforjas y bolsas sin necesidades particulares. El camino a seguir es generalmente diferente al de a pie, aunque a veces los dos caminos coincidan.

La ruta puede presentar un alto nivel de dificultad, especialmente en el Paso de Cisa y en las colinas de la provincia de Siena. En particular, en el tramo entre Aulla y Sarzana, la ruta (con pendientes y camino de tierra) es para ciclistas expertos, alternativamente se puede utilizar el tren en el tramo de Aulla a Santo Stefano en Magra para continuar en Liguria por el canal lunense y volver a la ruta de la Francígena.

Vía Francígena en Toscana
Vía Francígena en Toscana

La ruta de la Vía Francigena en Toscana es espectacular desde el punto de vista paisajístico, variada e interesante. Desde el Paso de Cisa, de hecho, el ciclista atraviesa zonas espectaculares, como la Lunigiana, por una carretera asfaltada a orillas del río Magra.

Una vez en Carrara, el paisaje cambia y se pedalea a pocos metros del mar. Siguiendo el sonido de las olas, nos dirigimos a Pietrasanta, Camaiore y Lucca. Desde aquí, aproximadamente, se puede seguir la Vía Francígena a pie hasta Altopascio. Una carretera secundaria conduce a San Miniato y a Gambassi Terme y, después de una larga excursión, a San Gimignano.

Desde aquí, se entra en Val d'Elsa, siguiendo la antigua vía férrea. Siena, Buonconvento, San Quirico d'Orcia: estos son solo algunos de los espléndidos lugares que el viajero encuentra en el camino. Y además, Bagno Vignoni y Bagni San Filippo para hacer una pausa en el bienestar termal.

Luego, se puede seguir la antigua Vía Cassia hasta llegar a Ponte a Rigo y, después entrar en la región del Lazio. 

El tramo toscano de la Vía Francígena también se puede recorrer de sur a norte, haz clic aquí para descargar la ruta de la Vía Francígena Toscana en bicicleta desde Acquapendente a Pontremoli.

Podría interesarte
Francígena y Caminos
close
Inscríbete al boletín informativo
Todos los secretos, eventos, curiosidades y novedades directamente en tu casilla de correos