fb track
Buscar
close
Photo ©Stutterstock.com / StevanZZ
Bolgheri, Calle de los Cipreses
Viaje por la costa toscana a través de 3 vinos
Desde las colinas de Luni hasta Bolgheri, sigue esta ruta por la costa toscana y descubre tres vinos DOC y tres historias que valen el viaje

Desde Massa Carrara hasta Grosseto, la Costa Toscana es un paisaje bordado con montañas, colinas y amplias llanuras dedicadas a la producción de vinos refinados. Aquí el mar, con sus vientos y aromas, ha creado un lugar perfecto para la producción de blancos y tintos con notable suavidad e intensidad. Viajando por la costa toscana, descubrirás historias de familias nobles y visionarios que han sido capaces de hacer el mejor uso de las tradiciones locales e ir más allá de las expectativas habituales.

Colli di Luni: explorando las terrazas del vino en la Riviera Apuana
Viñedos de la zona de la Lunigiana
Viñedos de la zona de la Lunigiana

Colli di Luni es un vino DOC producido en las colinas de la Lunigiana, donde el hombre ha logrado amoldar las empinadas laderas de las colinas mediante el cultivo en terrazas. Plinio el Viejo, que murió en la erupción del Vesubio en el 79 d.C., escribió: "el vino de Luni tiene la palma de la victoria entre los de Etruria."

La historia de este vino comienza en Luni durante el Imperio Romano, en torno a un floreciente puerto Romano situado en lo que hoy en día es una vasta zona arqueológica. El cultivo de la vid en Luni a lo largo de los siglos ha permanecido siempre ligado a la uva Vermentino, que siempre ha sido considerada la variedad más adecuada para la zona.

Hoy se puede encontrar Colli di Luni Vermentino, Colli di Luni Bianco e incluso Colli di Luni Rosso, que se hace con al menos el 50% de la muy toscana Sangiovese.

Colline Lucchesi: viaje a la campiña de las granjas-villas
Tenuta di Valgiano
Tenuta di Valgiano- Credit:  Tenuta di Valgiano website

La historia del vino Colline Lucchesi DOC está ligada a las familias aristocráticas de Lucca, que en 1500 decidieron invertir los enormes ingresos del negocio de la seda en la agricultura, creando suntuosas granjas-villas en la campiña en torno a la ciudad amurallada.

Entre los siglos XIII y XIV se intensificó el cultivo de la vid en la campiña de Lucca. En el mismo período, miembros de todas las grandes familias aristocráticas de la ciudad se dedicaron a la producción y el comercio de la seda, especialmente hacia los países del norte de Europa. Junto con sus telas de seda, los mercaderes de Lucca comenzaron a transportar su vino y aceite hacia el norte. Pero a mediados del siglo XVI, el negocio de la seda entró en crisis, por lo que decidieron invertir en la agricultura. Las familias aristocráticas de Lucca como los Guinigi, Arnolfini y Mansi empezaron a competir por la más bella casa de campo y el mejor vino.

De esta historia surgieron las granjas-villas que hoy salpican la campiña de Lucca. Muchos de ellos siguen produciendo vino y ofrecen visitas guiadas, eventos y degustaciones para experimentar mejor las 8 variedades de DOC Colline Lucchesi disponibles: tinto, Sangiovese, Merlot, blanco, Vermentino, Vin Santo y Vin Santo Occhio di Pernice.

Bolgheri: la revolución del vino toscano

Aunque los etruscos y los romanos se dedicaron al cultivo de la vid en el campo de Castagneto Carducci, la verdadera historia de la viticultura en Bolgheri tuvo su despegue en los años 70 con el nacimiento de un gran vino: el Sassicaia. Pero retrocedamos unos cuantos siglos. A finales de 1600 la familia Della Gherardesca comenzó a producir vino en las zonas de San Guido. La destrucción de los viñedos, debido al ataque de la filoxera a principios del siglo XX, obligó a la familia a replantearse la viña más adecuada para esta tierra. En la primera mitad del siglo XIX, una joven condesa de la antigua familia Della Gherardesca se casó con el marqués Incisa della Rocchetta.

Era del Piemonte, un apasionado de la hípica y propietario del legendario Ribot, uno de los caballos de carreras de pura sangre más valorados de todos los tiempos. Pero los caballos no eran su única pasión. Hacia 1942, decidió crear un vino totalmente diferente de los clásicos toscanos. Importó cepas francesas a Bolgheri y colocó el viñedo en las altas colinas porque se creía que la influencia del mar era mala para la calidad del producto. Llevó algún tiempo entender que la mejor tierra eran las llanuras y que el clima marino sólo tenía efectos beneficiosos en la maduración de las uvas.

Sin embargo, pasaron muchos años antes de que el vino, que los agricultores locales llamaban "imbebible", fuera reconocido como excelente. A finales de los años 70 la revista Decanter proclamó el vino Bolgheri el mejor Cabernet del mundo. A partir de ese momento, en muy poco tiempo, toda la zona de Bolgheri se convirtió en el centro de la actividad enológica de alto nivel que hoy conocemos. Leer más sobre esta historia aquí (en italiano).

Hoy en día puedes encontrar en Bolgheri tres tipos de vinos DOC basados en Cabernet Sauvignon, Merlot y Cabernet Franc: DOC Bolgheri, DOC Bolgheri Superione y DOC Bolgheri Sassicaia.

¿Quieres saber más o quizás probarlos todos?

Si quieres saber más sobre estos y muchos otros vinos, no te pierdas la Anteprima dei Vini della Costa, la fiesta anual de los viticultores de la costa toscana.

Podría interesarte
Comida y vino
close
Inscríbete al boletín informativo
Todos los secretos, eventos, curiosidades y novedades directamente en tu casilla de correos