fb track
Buscar
close
Photo ©Googlisti
El Molino Pile en Chiusdino
Santos e historia en Chiusdino
Explora la tierra de San Galgano siguiendo este itinerario familiar

Hay un pueblo en lo profundo de la provincia de Siena que alaba una riqueza de tesoros que podrían rivalizar con la grandeza de la capital de la zona. Se trata de Chiusdino, una ciudad de 2.000 habitantes situada en la cima de una colina con raíces que pertenecen al siglo VI d.C., cuando los Lombardos bajaron por la península y se establecieron allí.

La ciudad es famosa por ser el lugar de nacimiento de San Galgano, con la abadía homónima situada justo más allá de sus fronteras. Aunque es pequeño, Chiusdino y sus alrededores tienen mucho que mostrar, lo que lo convierte en el lugar perfecto para una excursión de un día con la familia, especialmente si se encuentra en Siena, que está a sólo 45 minutos en coche.

Chiusdino, panorama- Credit:  LigaDue

El recorrido comienza en el centro histórico de Chiusdino, en un barrio conocido como Portino. En la plaza Garibaldi, se puede disfrutar de una impresionante vista del valle debajo. A los niños les encantará explorar las pintorescas calles medievales, cada una de las cuales esconde rincones inesperados, escaleras y callejones sin salida, como un laberinto milenario.

Desde la plaza, subimos por la calle Roma, que pasa por la Iglesia San Martino , en el camino, una espléndida parroquia construida en el siglo XII. Mientras subes la colina, no dejes de visitar la Parroquia San Michele Arcangelo, donde se encuentran algunas obras interesantes, incluyendo dos pinturas de San Galgano en Oración y Nuestra Señora del Rosario del pintor Alessandro Casolani del siglo XVI.

Quizás más curioso aún es el amado relicario de la iglesia, ¡que contiene la cabeza de San Galgano! En el 1977, la reliquia fue devuelta a Chiusdino por parte de Siena, donde se conservaba anteriormente. Para saber más sobre el santo, se puede visitar su lugar de nacimiento en via Paolo Mascagni, que hoy es una capilla, antes de explorar el Museo Diocesano de Arte Sacro, que conserva una gran cantidad de obras de arte que representan al santo y objetos litúrgicos procedentes de las iglesias y monasterios de la zona.

Carne de Cinta Senese- Credit:  Consorzio tutela Cinta Senese

Después de haber degustado una exquisita comida toscana, puedes ir a la Abadía San Galgano, una iglesia cisterciense en ruinas en medio de Val di Merse. Después de la muerte de Galgano, que vivía aquí como ermitaño, en el 1181, los monjes cistercienses construyeron una ermita y una glesia en su honor. En el 1300, la Abadía fue devastada por las tropas comandadas por Giovanni Acuto y en el 1400 comenzó a quedar en ruinas, siendo abandonada por las órdenes monásticas.

Abadía San Galgano- Credit:  Steven dosRemedios

Después de haber degustado una exquisita comida toscana, puedes ir a la Abadía San Galgano, una iglesia cisterciense en ruinas en medio de Val di Merse. Después de la muerte de Galgano, que vivía aquí como ermitaño, en el 1181, los monjes cistercienses construyeron una ermita y una glesia en su honor. En el 1300, la Abadía fue devastada por las tropas comandadas por Giovanni Acuto y en el 1400 comenzó a quedar en ruinas, siendo abandonada por las órdenes monásticas.

Los niños estarán encantados de subir a la Rotonda de Montesiepi, una ermita que conserva algo espectacular: ¡la propia Excalibur de Toscana! Cuenta la leyenda que San Galgano hundió la espada en una roca cuando decidió abandonar su vida de caballero rico. Los análisis científicos han demostrado que la espada pertenece a la época en que vivió Galgano... ¡así que nunca se sabe!

A medida que pasa el día, probablemente desearás hacer planes para la cena. Pero en lugar de sentarte en otro restaurante, ¿por qué no cenas en una escuela de cocina toscana? Esta divertida actividad es una experiencia típica de las vacaciones en la famosa región italiana, y los alrededores de Chiusdino son el lugar perfecto para realizarla. Cuando llegue la tarde, descansa en Palazzetto, donde se encuenta la Escuela de Cocina Borgo, y podrás aprender a hacer platos tradicionales italianos enseñados por una verdadera abuela, esa querida abuela italiana.

Para una experiencia exclusivamente infantil, la Finca Spannocchia ofrece clases de cocina para niños de 6 a 10 años, permitiéndoles recoger sus propias verduras en la huerta antes de descubrir cómo estos ingredientes se transforman en sabrosas comidas. Alternativamente, puedes ir en dirección contraria para disfrutar de la comida en el agroturismo "Podere i Monti", una estancia en una granja que ofrece no sólo una clase de cocina, sino también otras actividades emocionantes como la recolección de setas, castañas e incluso ¡espárragos silvestres! Interesante, ¿no?

map Explora Ofertas, Eventos y Alojamientos
Podría interesarte
Arte y Cultura
close
Inscríbete al boletín informativo
Todos los secretos, eventos, curiosidades y novedades directamente en tu casilla de correos